viernes, 31 de mayo de 2013

Quemar después de leer

La antorcha humana original, la construida por el doctor Phineas Morton y que luego acabó siendo La Visión, es un sintozoide que tenía el defecto que ardía en contacto con el oxígeno del aire. Así, de forma espontánea y sin venir a cuento.
La antorcha humana de los 4F, Johnny Storm, prendía a voluntad.
El procesador de mi flamante (qué bien buscado) ultrabook acer S3 (me acabo de fijar que mi móvil es un S3 también... Y eso que mi mujer dice que no sé ir conjuntado) arder no arde, pero quemarte los muslos si vas en pantalón corto lo hace sin pensarlo.

El calor, que según dicen los astrólogos franceses... esto... meteorólogos franceses quería decir... vamos a echar de menos este verano, es el enemigo fundamental de cualquier equipo electrónico, superando en varios enteros al polvo acumulado en forma de patatal. El calor es uno de los resultados de esa transformación que sufre la electricidad al desplazarse por medios físicos no óptimos para su transporte, de ahí la importancia de los superconductores.

-Paco, baja el aire acondicionado que hace frío
-Pues yo tengo calor...
-Bájalo un poco hombre...
-Vaaaale, sólo un ratito...

Esta conversación no se puede dar desde luego en un cpd porque sería bastante diferente:

-Paco, baja el aire acondicionado que hace frío
... Y Paco no contesta porque es un pingüino de los que viven en los cpds aclimatados a temperaturas siberianas y los pingüinos no hablan...

El caso es que muchas veces están mejor aclimatados y cuidadas las condiciones de temperatura y humedad de un cpd que las oficinas de la misma empresa, lo que hace que te plantees si es porque el ser humano tolera mejor los cambios que un servidor de 8000€ o realmente tú no vales 8000€. Por esa cantidad, no hay servidores que trabajen a temperatura ambiente?

-Sí, pero sólo al norte de Suecia...

Ah, claro, se me olvidaba que los servidores no funcionan en climas subtropicales como los mediterráneos. Y los cpds suecos tienen aire acondicionado también? O son de adorno como las estufas del Sahara?

Y os preguntaréis a qué viene todo el tema este del calor y mi ida de olla (habitual por otra parte) al respecto. Pues viene a que Mercedes ha sacado al mercado el primer coche sin luces basadas en resistencias, optimizando la intensidad y consumo de sus luces led... Luces led que no disipan calor apenas. Óptimas. Con un motor de gasolina de 4 litros. Que disipa calor a manta (je-je...) y cuyo consumo de combustible se ve reducido por este mecanismo a la mitad, claro... A la mitad de un 0,0000003 litros a los 100. Y entonces te preguntas si no se puede hacer en los servidores como en los coches híbridos: aprovechar el calor para retroalimentar el sistema de refrigeración o bien utilizar materiales que no disipen tanto calor como para freír huevos. Al precio que está la electricidad igual salía a cuenta...

Aunque visto lo visto, irse a Suecia a montar un cpd para pingüinos tampoco es tan mala opción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario